LNBP: Finaliza primera mitad de la temporada. Ángeles dan poca resistencia y vuelven a caer ante Dorados, nuevos líderes del Este, 69-104.

 

(Foto: Prensa Ángeles de Puebla)

 

Puebla, Pue.- En acciones de la Liga Nacional de Baloncesto Profesional, los Ángeles de Puebla no aprenden de sus propios fallos, vuelven a caer ante los Dorados de Chihuahua 69-104 y, al finalizar la primera mitad de la temporada regular, se hunden como el peor equipo de la Zona Oeste y toda la competición. Situación que contrasta mucho con equipo del norte, cuyos números les han dejado en lo más alto de la Zona Oeste y como uno de los mejores conjuntos en todo el país.

Con los mismos quintetos titulares del juego anterior, comenzaba el partido en el Gimnasio Miguel Hidalgo. Los habituales errores del equipo poblano no tardaron en ser factor y, al mismo tiempo, a desesperarles. A diferencia del partido anterior, donde los locales estaban un poco más presentes en el marcador, los chihuahuenses sufrieron durante buena parte de los 10 minutos iniciales para liderar el partido y, poco antes de llegar al final del primer periodo, encontraron una pequeña oportunidad para separarse de una sola posesión de distancia y lideraban, 14-19, al sonar la bocina.

Ya dentro del segundo cuarto, los visitantes comenzaron a tener un momento anímico muy positivo. Los Ángeles no sabían cómo responder ante tanto ataque visitante, cada señal de vida que intentaban dar, era apagada por más oleadas de puntos, que les hundían. Dentro del mismo lapso, pasaron menos de 2 minutos para llegar a 10 unidades y 20 unidades de diferencia, faltando menos de 2 minutos, para terminar. Era el inicio de algo que los pocos aficionados presentes ya veían venir. Al medio tiempo, el marcador era favorable para los entrenados por Gustavo Pacheco, 29-53.

 

(Foto: Prensa Ángeles de Puebla)

Regresando de vestidores, ni el plan, ni el equipo dominante eran distintos. Chihuahua amagaba, no sólo con doblar en puntos a sus adversarios, sino también con ir por más. El equipo de Israel Zermeño era desacertado, hasta en los tiros de castigo. No tuvieron de otra, más que seguir compitiendo con intensidad, sin importar el resultado. Aunque la diferencia de puntos no les favorecía y era muy complicado que las cosas se movieran, lograron mejorar un poco y ganaron en el parcial, 24-23. Poco que rescatar, con el equipo norteño superando 77-52.

Con todo ya definido y roles bien entendidos, ambas escuadran sólo iban por terminar el compromiso del encuentro, en el último cuarto. Más que por una estadística, los angelinos iban a competir por dignidad, porque es lo único que les puede quedar, de cara a la segunda mitad de la temporada. La distancia, faltando menos de 5 minutos para terminar, era superior a los 30 puntos. Fue entonces cuando los del estado grande iban a recurrir a lujos y jugadas de fantasía, que les ayudarían a hacer más pasajeros los minutos restantes y a concluir el partido, 69-104.

El jugador más destacado del partido fue Rayes Gallegos, de Dorados de Chihuahua, con 24 puntos, 3 rebotes y 3 asistencias en su cuenta. Mientras que, por Ángeles de Puebla, destacó de nuevo el puertorriqueño Jeffrey Burgos, con 17 puntos, 6 rebotes y 1 asistencia.

La primera mitad de la temporada ha concluido. Para Ángeles de Puebla, es turno de devolverles la visita a los líderes del Oeste, Soles de Mexicali, en las siguientes 2 jornadas. Mientras que los Dorados de Chihuahua continúan con su extensa gira, al enfrentarse a los Huracanes de Tampico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.